Escucha FM105

Visita nuestras redes

Salud

Leyenda de terror: La planchada del hospital Juárez

Publicado

el

Una enfermera se enamora de un doctor que la engañó y ella comenzó a tratar mal a los pacientes.

México.- Era el año de 1847 y la guerra entre México y Estados Unidos dejaba centenares de soldados heridos, todos ellos eran llevados al Hospital San Pablo (luego Hospital Juárez), el exceso de trabajo hacía que las enfermeras tuvieran que doblar turnos al punto de quedarse dormidas y al despertar se encontraban que los pacientes ya habían sido atendidos y la misteriosa enfermera desaparecía casi frente a los ojos de los heridos.

Quienes lograron verla la describieron como una mujer bonita, rubia y de ojos azules que caminaba derechita y con el uniforme bien planchado. Nadie sabía quién era ni de dónde provenía.

Existe una versión que indica que esta misteriosa enfermera “La Planchada” como fue apodada, era Eulalia, una enfermera que entró a trabajar en el Hospital Juárez, le gustaba atender a los enfermos, tenía una gran vocación por ayudar y se ganó la simpatía tanto de doctores como de pacientes.

En ese hospital Eulalia se enamoró perdidamente de un doctor llamado Joaquín, a pesar que mucha gente le recomendó no hacerlo, él realizaba el servicio médico en esa unidad y era era conocido en el hospital por ser un poco presumido y coqueto con otras mujeres. Finalmente el doctor le propuso matrimonio a Eulalia y ella estaba extremadamente emocionada.

Todo era una farsa
Eulalia estaba emocionada con la boda, un día Joaquín le pidió a Eulalia un traje de gala con el pretexto de que ra para una recepción elegante. Ella lo guardó en su casa y al día siguiente Joaquín fue a cambiarse a la casa de Eulalia y le dijo que se ausentaría 15 días ya que iba a congreso.

Historia de terror de hospitales

Pasaron los días y un enfermero del hospital invitó a Eulalia a salir pero ella le dijo que no, porque estaba comprometida con el doctor, pero el enfermero la sacó del engaño y le contó que Joaquín se había casado con otra mujer y que el supuesto congreso era en realidad su luna de miel además que había renunciado al hospital y huido de la cicudad.

Eulalia cayó en depresión, comenzó a cambiar su actitud y a tratar mal a los pacientes además dejó de cuidar su apariencia física y su planchado traje era ya un desaliñado atuendo. Murió pasado algún tiempo en el mismo hospital.

Tras su muerte comenzaron a surgir relatos sobre una mujer que cuidaba a los enfermos y adminsitraba los medicamentos a tiempo. La mujer conocida como La Planchada comenzó a aparecer en diversos hospitales para cuidar a los pacientes quizá tratando de enmendar los descuidos ocasionados por su depresión a causa del desamor.

Con información de DEBATE.

Continuar leyendo

Grupo Padilla Hnos.