Con las tradicionales mañanitas, abrazos y pastel, Ruy Rendón Leal, fue festejado por la feligresía y recordó su ordenación sacerdotal un sábado lluvioso en Monterrey.

Entre abrazos, pastel, las tradicionales Mañanitas y la algarabía de la grey católica fue felicitado el Arzobispo de Hermosillo, Ruy Rendón Leal, por sus aniversario 39 de sacerdocio.

Al término de Misa de 12:00, la rondallas que acompaña la eucaristía entonó los acordes de la tradicional melodía mexicana y los feligreses la entonaron, para posteriormente estrechar la mano del sacerdote y darle un abrazo de felicitación.

En la parte frontal de Catedral fue dispuesta una mesa con varios pasteles, donde el Arzobispo apagó las velitas de su 39 aniversario de ordenación, para después compartirlo con los concurrentes.

Rendón Leal agradeció los parabienes y congratulaciones de la familia católica sonorense, al tiempo que recordó su ordenación presbiteral en la ciudad de Monterrey, Nuevo León.

“Era un Sábado, un día lluvioso, pero un día lleno de gozo, de alegría y de gratitud. Estoy celebrando 39 años de ministerio, estos últimos 13 como Obispo allá en Durango, luego en Tamaulipas y ahora aquí en el Estado de Sonora, en la Arquidiócesis de Hermosillo”, evocó.

Indicó que el ser sacerdote implica una vida llena de retos difíciles, de sacrificios y de una vocación de servicio a Dios y a la comunidad católica que lo ha llenado de felicidad a lo largo de sus años como clérigo.

“He hecho una frase bíblica mía, como propia, una frase que Dios le dice a muchos personajes de la Sagrada Escritura: ‘No temas, yo estoy contigo’, esa frase la hago mía, la llevo en el corazón y quiero que a través del Ministerio Sacerdotal, ahora Episcopal, sobre todo aquí en Hermosillo yo sepa expresar al pueblo de Dios, esa cercanía de Dios”, apuntó.

Puntualizó que a pesar de que se pase por situaciones difíciles siempre se debe de tener en cuenta que Dios está de parte de su pueblo, al tiempo que pidió a la grey pedir en sus oraciones para continuar correctamente con el trabajo del Señor.